Saltar al contenido
ESTUDIOS Y DESARROLLO

DIOSA HATHOR: Encarnaba la Maternidad y la Fertilidad

Significado de la Diosa Hathor

Hathor: Encarnaba la maternidad y la fertilidad, y se creía que protegía a las mujeres en el parto.

Hathor, en la antigua religión egipcia, diosa del cielo, de las mujeres, y de la fertilidad y el amor.

¿ Quién es la Diosa Hathor ?

Hathor fue una de las diosas más populares de todo Egipto, quien fue adorada ampliamente en todo el imperio. Era la diosa de las madres, las mujeres y el bienestar físico y psicológico de las mujeres, pero también conocida como la diosa de la danza, la belleza y la música.

Ella fue la personificación de la alegría, la bondad, la celebración y el amor. También estuvo asociada con el cielo, el movimiento de los planetas, Venus, el nacimiento y el renacimiento después de la muerte, así como el rejuvenecimiento cíclico de todo el cosmos. Y, la mayor parte del tiempo ella tenía la cabeza de una vaca. En general, esto no es una diosa que hubiera sido fácil de olvidar. Hathor es una diosa del antiguo Egipto que personifica los principios del amor, la belleza, la música, la danza, la maternidad y la alegría. Ella fue una de las deidades más importantes y populares de la historia del antiguo Egipto.

Hathor fue adorada tanto por la realeza como por la gente común en cuyas tumbas se la describe como “La amante del oeste”, dando la bienvenida a los muertos a la siguiente vida.

En otros papeles, fue una diosa de la música, la danza, las tierras extranjeras y la fertilidad que ayudó a las mujeres en el parto, así como a la diosa patrona de los mineros.

¿ Qué Atributos tiene la Diosa Hathor?

Hathor se representa comúnmente como una diosa de las vacas con cuernos en los que se coloca un disco solar con Uraeus. Las plumas gemelas también se muestran a veces en períodos posteriores, así como un menat, el collar musical turquesa que suelen llevar las mujeres.

La representación del collar de hombre sagrado de Hathor detalla el pesado pectoral semicircular que colgaba de cuatro colgantes de sistra.

Las cadenas unidas a estos colgantes unían el collar con su contrapeso que colgaba de la parte posterior del usuario.

El collar en la pared probablemente reproduce el collar real usado durante los ritos sagrados del templo y uno de los objetos más importantes almacenados bajo tierra.

En el arte, a Hathor se lo representaba a menudo como una vaca dorada (a veces cubierta de estrellas), con los títulos Vaca de oro, y El que brilla como el oro, o como una mujer con orejas de vaca y un tocado de cuernos que sostienen la espada. disco solar, que representaba a ra.

Además, a veces se identificaba a Hathor como un hipopótamo, que los egipcios también consideraban criaturas bastante maternas y, a veces, como una forma acuática de la vaca.

En su posición de madre divina del faraón, a Hathor a veces se la representaba como una vaca parada en un bote que representa el bote de Ra con el que él, como el sol, cruza el cielo.

Rodeado de altos juncos de papiro como era común en el delta del Nilo, con el faraón a menudo representado como un becerro de pie junto a ella.

Como madre divina, también fue representada con, o como, un uraeus, una cobra estilizada, que simbolizaba el poder real.

El cabello de Hathor está vestido de una manera tan característica que el estilo ahora lleva su nombre: los arqueólogos lo han denominado “el peinado de Hathor”.

Este estilo es completamente distintivo y quizás sorprendentemente moderno a nuestros ojos. No se trata del cabello trenzado, con numerosas joyas, tan comúnmente representado en otras imágenes del antiguo Egipto. Más bien es la simplicidad en extremo: un simple giro, a menudo separado por la mitad.

¿ Cuál es el Poder de la Diosa Hathor ?

La mitología egipcia estaba obsesionada con motivos de regeneración, renacimiento y ciclos de existencia.

Los seres humanos renacieron después de la muerte, el Nilo se rejuvenecía cada año, e incluso el Universo tenía que ser renovado sobre una base cíclica.

Teniendo en cuenta la importancia de estos temas, ser una diosa del nacimiento y el renacimiento no fue nada insignificante.

Tampoco podemos ignorar el hecho de que era una diosa que ayudó a mantener el orden cósmico estaba tan estrechamente asociada con la alegría.

Para los egipcios, el mensaje era claro: la paz y la felicidad en la Tierra venían de mantener los ciclos cósmicos (que se derivaban de respetar la autoridad del Faraón y los dioses).

Historia de la Diosa Hathor

Hathor puede ser la diosa de las vacas representada desde una fecha temprana en la Paleta Narmer y en una urna de piedra que data de la 1ª dinastía, que sugiere un papel de diosa del cielo y una relación con Horus, quien, como dios del sol, está “albergado”. ”

Los antiguos egipcios veían la realidad como una capa múltiple en la que las deidades que se fusionaban por diversos motivos, al tiempo que conservaban mitos y atributos divergentes, no se consideraban contradictorias sino complementarias.

En una relación complicada, Hathor es a veces madre, hija y esposa de Ra y como Isis, a veces se la describe como la madre de Horus y está asociada con Bast.

El rol de Hathor en el proceso de la muerte, el de dar la bienvenida a los recién fallecidos con comida y bebida, la llevó, en tales circunstancias, a que fuera identificada como una esposa alegre para Nehebkau, el guardián de la entrada al inframundo, y la carpeta del Ka.

Sin embargo, de esta forma, conservó el nombre de Nechmetawaj, ya que su aspecto de devolvernos de bienes robados era importante para la sociedad, y por eso se lo consideró digno de mención.

Años después

Cuando los Ennead y los Ogdoad se combinaron, cuando Ra y Atum se identificaron uno con el otro, Hathor, como la hija del Atum-Ra combinado, a veces se confundía con Tefnut.

En consecuencia, la historia, una metáfora de una sequía histórica, en la que Tefnut había huido de Egipto después de una discusión con su marido (Shu), pero se le persuadió a regresar, se transformó ocasionalmente en una en la que Hathor tuvo una discusión con Ra y huyó., luego regresando.

El aspecto de la historia en la que Tefnut se convirtió en un gato y atacó a aquellos que se acercaron, perfectamente adaptado a la historia en la que se decía que Hathor era Sekhmet, contribuyendo a la frecuencia con la que ocurrió la historia con Hathor en lugar de Tefnut.

Las creencias sobre el propio Ra habían estado rondando la identificación de él, un dios del sol, con Horus, que en ese momento también era un dios del sol, en la forma combinada de Ra-Herakhty.

Por lo que, durante algún tiempo, Isis fue considerada intermitentemente como la esposa de Ra, ya que ella era la esposa de Horus.

En consecuencia, Hathor se identificó con Isis, y como esta identificación era mucho más simple que la de Horus y Ra, fue más fuerte y más permanente.

En esta forma, que, técnicamente, es realmente Isis, la madre de Hathor fue, por consiguiente, Nuit, y en ocasiones incluso se la describió como la esposa de Horus, lo que llevó a un nivel de confusión, en el que Horus, como hijo de Hathor, también era suyo. padre.

Esta forma de Horus se conocía como Horus-Bedhety, refiriéndose a Bedhet, donde la opinión era más común.

O como Ihy, refiriéndose a su aspecto de jugador del sistrum, ya que él era el hijo de Hathor, que ya estaba asociado con el sistrum Cuando Horus se asimiló a Anhur, para convertirse en Arsnuphis, Hathor también era ocasionalmente la madre de Anhur.

Sin embargo, cuando Ra posteriormente asimiló a Amun en Amun-Ra, a veces se decía que Hathor, como vaca, estaba casado con Sobek, o más bien con un dios genérico del cocodrilo, ya que se pensaba que Sobek era simplemente una manifestación de Amun.

Poco después, Hathor se fusionó completamente con Isis, cuyo culto era mucho más fuerte.

Hathor fue adorada en Canaán en el siglo XI aC, que en ese momento estaba gobernado por Egipto, en su ciudad santa de Hazor, o Tel Hazor, que el Antiguo Testamento afirma que fue destruido por Josué (Josué 11:13, 21).

Las Tablas del Sinaí muestran que los trabajadores hebreos en las minas del Sinaí alrededor del año 1500 aC adoraban a Hathor, a quien identificaron con la diosa Astarté.

Algunas teorías afirman que el becerro de oro que se menciona en la Biblia estaba destinado a ser una estatua de la diosa Hathor (Éxodo 32: 4-32: 6).

Aunque es más probable que sea una representación de los 2 becerros de oro establecidos por Roboam, un enemigo del sacerdocio levita, que marcaba las fronteras de su reino.

Los griegos también amaban a Hathor y la comparaban con su propia diosa del amor y la belleza, Afrodita.

Algunos textos antiguos se refieren a una serpiente de luz que reside en los cielos. Se cree que esto fue inspirado por la Vía Láctea (una alusión similar a la de los ouroboros).

En general, los dioses egipcios y la religión egipcia no viajaron. Los antiguos egipcios eran insulares, no estaban demasiado interesados en importar o exportar deidades.

Eventualmente, Isis se convertiría en la gran excepción, con templos en Roma, y en toda Europa, África y Asia, tan lejos como las Islas Británicas. Hathor fue su precursora pionero.

Más allá de las fronteras tradicionales de Egipto y Nubia, Hathor w como adorado en todo el Asia semítica de Asia, amado particularmente en la ciudad de Byblos.

Ella también fue adorada tan lejos como lo que es la moderna Etiopía, Somalia y Libia. La semilla de lo que sería universalmente amado dentro de Isis también existía dentro de Hathor.

Su atractivo trasciende las fronteras nacionales o étnicas: Hathor quizás encarna los deseos de aquellos que anhelan que la vida sea generosamente benevolente y abundante, mientras que Isis encarna las esperanzas de aquellos que desean misericordia y amabilidad.

Hathor se asoció con turquesa, malaquita y los metales oro y cobre. Su actitud brilla con una confianza constante y soleada, buena salud. La suya es una belleza cálida y sensual, no distante ni remota.

Aunque ella gobernaba el comercio del perfumista en general, Hathor estaba especialmente conectada con la fragancia de mirra, que era sumamente preciosa para los antiguos egipcios y que, en un nivel espiritual, representaba las mejores cualidades de lo femenino.

En Mesopotamia, la hermosa y elegante, siempre joven y feroz, Ishtar viste su cabello de esta manera.

También lo hacen las bellas diosas semíticas occidentales del amor y la guerra, Anat y Astarte, que eventualmente alcanzarían una gran popularidad en el antiguo Egipto, quizás las únicas deidades extranjeras que lo hacen.

Se incorporarían a la mitología egipcia, sirviendo como las novias designadas para el premio de consolación de Seth, en el compromiso para salvar la cara que concluye su pérdida para Horus.

Anat y Astarte, el antiguo equivalente de las chicas extranjeras calientes, por supuesto, usan solo los peinados más elegantes.

Técnicamente, no tenemos forma de saber realmente dónde se originó este peinado o con quién.

Sin embargo, la influencia de Hathor sigue siendo tan consistente que, sin importar dónde se haya desenterrado una antigua placa de la diosa, si ella lleva ese tirón, se describe automáticamente como usar el cabello de Hathor.

Lo que las diosas que usan este estilo tienen en común con Hathor más allá de la belleza celestial es la voluntad de luchar audazmente en nombre de la justicia, sus familias y seguidores.

Ishtar, Anat y Hathor: estas imágenes de belleza no son pasivas ni vanas, sino mujeres valientes orientadas a la acción, tal vez tan seguras de su belleza inherente que el adorno elaborado solo es necesario para su propio placer, no como una demostración necesaria.

Seti II construyó un templo importante para Hathor en las minas de cobre en Timna, en Edomite Seir. Serabit el-Khadim es una localidad en el suroeste de la península del Sinaí donde la turquesa se extraía en gran medida en la antigüedad, principalmente por los antiguos egipcios.

La excavación arqueológica, inicialmente por Sir Flinders Petrie, reveló los antiguos campos mineros y el Templo de Hathor de larga vida.

Los griegos, que se convirtieron en gobernantes de Egipto durante trescientos años antes de la dominación romana en 31 aC, también amaban a Hathor y la comparaban con su propia diosa del amor y la belleza, Afrodita.

Mitos sobre la Diosa Hathor

Hathor y Ra

Hathor tenía una relación compleja con Ra. A veces, ella es el ojo de Ra y considera a su hija, pero también se la considera la madre de Ra.

Ella absorbió este papel de otra diosa de la vaca “Mht wrt” (“Gran inundación”) que fue la madre de Ra en un mito de la creación y lo llevó entre sus cuernos. Como madre, ella dio a luz a Ra cada mañana en el horizonte oriental y como esposa ella concibe a través de la unión con él cada día.

Hathor y la Via Láctea

Hathor, junto con la diosa Nut, se asoció con la Galaxia de la Vía Láctea durante el tercer milenio B.C. cuando, durante los equinoccios de otoño y primavera, se alineó y tocó la tierra donde el sol subía y bajaba.

Las cuatro patas de la vaca celeste representada por Nut o Hathor podrían, en una cuenta, verse como los pilares sobre los cuales se apoyaba el cielo con las estrellas en sus vientres que constituyen la vía láctea en la cual la barca solar de Ra, representando el sol.

La Vía Láctea fue vista como una vía de agua en los cielos, navegada tanto por la deidad del sol como por la luna, lo que llevó a los antiguos egipcios a describirla como El Nilo en el cielo.

Debido a esto, y al nombre mehturt, fue identificada como responsable de la inundación anual del Nilo.

Otra consecuencia de su nombre es que ella fue vista como un heraldo de inminente nacimiento, ya que cuando el saco amniótico se rompe e inunda sus aguas, es un indicador médico de que el niño debe nacer muy pronto.

Otra interpretación de la Vía Láctea fue que fue la serpiente primordial, Wadjet, la protectora de Egipto, quien estuvo estrechamente asociada con Hathor y otras deidades primitivas entre los diversos aspectos de la gran diosa madre, incluidos Mut y Naunet.

Hathor también fue favorecida como protectora en regiones desérticas.

Hathor y Bat

La identidad de Hathor como vaca, tal vez representada como tal en la Paleta de Narmer, significaba que se identificaba con otra antigua diosa vaca de la fertilidad, Bat. Sigue siendo una pregunta sin respuesta entre los egiptólogos sobre por qué Bat sobrevivió como una diosa independiente durante tanto tiempo.

Bat fue, en algunos aspectos, conectado con el Ba, un aspecto del alma, por lo que Hathor se asoció con el más allá. Se dijo que, con su carácter maternal, Hathor saludó a las almas de los muertos en Duat y les ofreció refrescos de comida y bebida. También fue descrita a veces como la amante de la necrópolis.

La asimilación de Bat, que estaba asociada con el sistrum, un instrumento musical, trajo consigo una asociación con la música. En esta última forma, el culto de Hathor se centró en Dendera en el Alto Egipto y fue dirigido por sacerdotisas y sacerdotes que también eran bailarines, cantantes y otros artistas.

La Diosa de la Alegría

Esencialmente, Hathor se había convertido en una diosa de la alegría, por lo que la población en general la amaba profundamente y la veneraban las mujeres que aspiraban a encarnar su papel multifacético de esposa, madre y amante.

En esta capacidad, ella ganó los títulos de Dama de la Casa de la Jubilación, y El que llena el santuario con alegría. La adoración de Hathor era tan popular que muchos de los festivales estaban dedicados a su honor que cualquier otra deidad egipcia, y más niños recibían el nombre de esta diosa que cualquier otra deidad.

Incluso el sacerdocio de Hathor era inusual, ya que tanto hombres como mujeres se convirtieron en sus sacerdotes.

Guerrero Sediento de Sangre

El Reino Medio se fundó cuando el faraón del Alto Egipto, Mentuhotep II, tomó el control del Bajo Egipto, que se había independizado durante el Primer Período Intermedio, por la fuerza.

Esta unificación se había logrado mediante una guerra brutal que duraría unos veintiocho años con muchas bajas, pero cuando cesó, la calma volvió y el reinado del siguiente faraón, Mentuhotep III, fue pacífico, y Egipto una vez más prosperó.

Una historia, (ver “El libro de la vaca celestial”), desde la perspectiva del Bajo Egipto, se desarrolló alrededor de esta experiencia de guerra prolongada. En el relato que siguió a la guerra, Ra (que representa al faraón del Alto Egipto) ya no era respetado por el pueblo (del Bajo Egipto) y dejaron de obedecer su autoridad.

El mito establece que Ra se comunicó a través del tercer Ojo de Hathor (Maat) y le dijo que algunas personas en la tierra planeaban asesinarlo.

Hathor estaba tan enojada que la gente que ella había creado sería lo suficientemente audaz como para planear eso, que se convirtió en Sekhmet (la diosa de la guerra del Alto Egipto) para destruirlos.

Hathor (como Sekhmet) se volvió sediento de sangre y la matanza fue excelente porque no podía ser detenida. Mientras la matanza continuaba, Ra vio el caos abajo y decidió detener a Sekhmet, sediento de sangre.

Así que vertió enormes cantidades de cerveza color sangre en el suelo para engañar a Sekhmet. Bebió tanto, pensando que era sangre, que se emborrachó y regresó a su antiguo ser amable como Hathor.

Diosa de la Maternidad

Como proveedora de leche, y debido a las vacas que cuidaban de sus terneros, la vaca era un símbolo universal de la maternidad, por lo que Hathor se convirtió en diosa de la maternidad, obteniendo títulos como “La gran vaca que protege a su hijo” y “La amante de El santuario de las mujeres.

Debido al aspecto de la maternidad, sus sacerdotes eran oráculos que predecían el destino del recién nacido y las parteras que los llevaban a cabo.

Como madre, desde que encerraba el cielo, se la veía como la madre de Horus.

Simbólicamente, se convirtió en la divina madre del faraón, quien Según lo identificado como horus.

Como la esposa de Horus era Isis, a veces se decía que Hathor era su madre, aunque era más exacto decir que era su suegra.

Como también se dijo que Horus era el hijo de Ra, Hathor fue identificada como la esposa de Ra (Ra la creó de una manera no sexual), obteniendo el título de Amante del cielo. Habiendo sido identificada como la esposa de Ra, se dijo que surgió de las lágrimas de Ra, y por lo tanto fue identificada como el Ojo de Ra.

Hathor y las Pleyades

A veces, las representaciones locales de Hathor, con sus ligeras variaciones para enfatizar ciertas características, se trataron por separado, y siete de ellas, cualquiera de las siete, que se percibió como un número místico.

Divide el mes lunar en 4 partes iguales, y fue el número de planetas conocidos en ese momento, nombrados por sus diferentes títulos, se consideraron especiales si se reunían.

Se decía que estos Siete Hathors, en el contexto de Hathor como madre, se disfrazaban de mujeres jóvenes y asistían al nacimiento de un niño, y luego uno por uno anunciaban aspectos de su destino. En siglos posteriores, este aspecto de 7 veces de Hathor fue identificado como las Pléyades.

Diosa de la Fertilidad

Los grandes ojos de la vaca con largas pestañas y una actitud generalmente tranquila se consideraron a menudo para sugerir un aspecto suave de la belleza femenina.

Todavía hay culturas en el mundo donde decir que una chica es tan bonita como una novilla es un gran cumplido, en lugar de tomar a la vaca como un insulto. Y así, Hathor se convirtió rápidamente en una diosa de la belleza y la fertilidad, y también en una diosa patrona para los amantes.

Alrededor de esto, surgió un relato en el que se describe que Ra estaba molesto por la victoria de Horus sobre Set (que representa la conquista en 3000 aC en el Bajo Egipto por el Alto Egipto) y se fue a estar solo, por lo que Hathor fue a verlo.

Comenzó a bailar y se desnudó, mostrándole sus genitales, que lo animaron, así que regresó.

(Esto ha hecho que ciertos lectores crean que el dios del sol fue extremadamente pervertido, lo que puede ser cierto). Se piensa que el cuento también describe un eclipse solar, ya que representa a Ra, el sol, que se va a enfurruñar, y luego regresa cuando se anima.

En su posición como diosa de la fertilidad femenina, que se desnuda fácilmente, a menudo se la representaba en rojo, el color de la pasión, aunque su color sagrado es el turquesa, y así ganó los títulos Dama de la prenda escarlata y Dama de lo sexual. Ofrendas (Nebet Hetepet en egipcio).

A veces, su aspecto de fertilidad se representaba simbólicamente como un campo de cañas. Su posición como de belleza la llevó a ser representada en un retrato, lo cual era muy inusual en las convenciones artísticas egipcias, de hecho, solo ella y Bes fueron representadas de esta manera.

Su belleza también la llevó a ser representada simbólicamente por espejos. La imagen de Hathor también se usaba a menudo para formar los capiteles de las columnas en la arquitectura egipcia.

Hathor e Isis

En otra historia, los orígenes de Hathor se combinan con la diosa Isis. Cuando Horus (hijo de Ra) lucha contra su tío Set (a veces conocido como Seth) por el control del cosmos, se enoja porque su madre Isis no está haciendo lo suficiente para ayudar.

Entonces, le corta la cabeza mientras ella duerme. Ella se despierta, perturbada por ser decapitada, y coloca la primera cabeza que pudo encontrar, una cabeza de vaca, sobre su cuerpo. Esta es una historia posterior del Nuevo Reino, cuando Isis y Hathor fueron a menudo adorados como uno solo.

Hijos de la Diosa Hathor

La mitología egipcia se refiere a ella como la madre de Ra, su hija y su esposa. Algunas leyendas afirman que Horus era el hijo de Hathor, no Isis. Hathor también era el consorte de Horus y formó una Tríada con él y su hijo Ihi.

Templos de la Diosa Hathor

La adoración de Hathor se originó en los primeros tiempos dinásticos (3er milenio aC). Su forma animal principal era la de una vaca, y estaba fuertemente asociada con la maternidad.

Hathor estaba estrechamente relacionado con el dios del sol Re de Heliópolis, cuyo “ojo” o hija se decía que era. En su centro de culto en Dandarah en el Alto Egipto, fue adorada con Horus.

Hubo cultos de Hathor en muchas ciudades de Egipto y también en el extranjero, ya que ella era la patrona de las partes extranjeras y de muchos minerales que se obtenían del desierto.

En las minas de turquesa del Sinaí, por ejemplo, se la llamaba “Dama de turquesa”.

En Dayr al-Baḥrī, en la necrópolis de Tebas, se convirtió en “Dama del Oeste” y patrona de la región de los muertos.

En el Período Tardío (1er milenio a. C.), las mujeres aspiraban a ser asimiladas con Hathor en el próximo mundo, mientras que los hombres aspiraban a convertirse en Osiris. Los griegos identificaron a Hathor con su Afrodita.

El culto de Osiris prometió la vida eterna a aquellos que se consideraban moralmente dignos. Originalmente, los muertos justificados, hombres o mujeres, se convirtieron en un Osiris, pero a comienzos de la época romana, las mujeres se identificaron con Hathor y los hombres con Osiris.

Como el culto de Hathor se desarrolló a partir de los cultos prehistóricos de las vacas, no es posible decir de manera concluyente dónde tuvo lugar la devoción a ella.

Dendera en el Alto Egipto fue un importante sitio temprano donde fue adorada como “la amante de Dendera”. Desde la era del Reino Antiguo, tenía sitios de culto en Meir y Kusae, y el área de Giza-Saqqara era quizás el centro de la devoción.

Al comienzo del primer período Intermedio, Dendera parece haberse convertido en el principal sitio de culto donde se la consideraba madre y consorte de “Horus de Edfu”. Deir el-Bahri, en la orilla oeste de Tebas, también fue un sitio importante de Hathor que se desarrolló a partir de un culto de vacas preexistente.

Templos (y capillas) Dedicados a Hathor:

  • Templo de Hathor en Dendera.
  • El Templo de Hathor y Ma’at en Deir el-Medina, West Bank, Luxor.
  • El templo de Hathor en la isla de Philae, Aswan.
  • La capilla Hathor en el templo funerario de la reina Hatshepsut West Bank, Luxor.
  • Templo de Hathor en Abu Simbel consagrado de Ramsés II para honrar a su amada esposa Nefertari, Egipto, África

Haz Click en una de las Imágenes y tendrás Información sobre la Astrología y sus Signos Zodiacales

Haz Click en una de las Imágenes y Descubre la Historia Resumida de los Grandes Imperios de la Antiguedad

Tambien Encuentra Información sobre los Elementos Asociados a sus Mitológicas Vidas, haciendo Click en Alguna de las Siguientes Imágenes

Busca Becas de Estudio Hasta de un 100% en los Diferentes Países del Mundo

Encuentra Información Sobre los Países Más Visitados con Fines de Formación Educativa

Para nosotros es muy importante acompañarte en las decisiones que tengan que ver con tu desarrollo emocional, personal y profesional. Es por ello que te presentamos la oportunidad de entrar a un mundo de opciones que te permitirán emprender el camino de una vida llena de propósitos desde la serenidad de logros disfrutados y alcanzados. Haz Click en Alguna de las Siguientes Imágenes:

Imágenes, Fotos o Dibujos de la Diosa Hathor

Visita Nuestra Página Especializada en el Desarrollo Humano

Resumen
HATHOR
Título
HATHOR
Descripción
La Diosa Hathor. Diosa del Cielo, de las Mujeres, de la Fertilidad y el Amor. Sus Mitos, Atributos, Símbolos y Poderes,
Autor